Milhojas de kiwi y mascarpone

¿Os gusta el kiwi?, a mis niñas y a mí nos encanta. Siempre tengo kiwis en casa y pocas veces hago postres con ellos porque los comemos rápidamente. No es de las frutas que algunas veces se pone demasiado madura porque no la comemos, como nos pasa con los plátanos (éstos sí que los aprovecho para hacer bizcochos como el plum-cake de plátano, nueces y uvas pasas).

Éste es un postre sencillo donde sólo tenemos que hornear el hojaldre y, cuando esté frío, lo decoramos con capas de kiwi y de crema de mascarpone, que prepararemos en un minuto, ¡os aseguro que está riquísimo!. En cuanto al tamaño de las tartitas podéis hacerlo como queráis, yo divido la lámina de hojaldre en seis partes pero también queda perfecto si las hacemos más pequeñas y así lo presentaremos como “pastelitos de kiwi y mascarpone”.

¡Espero que os guste!.

  • Ingredientes: (para 6 personas)

– 1 lámina de hojaldre rectangular

– 2 cucharadas de azúcar

– 10 kiwis

– 230 gr. de azúcar

– 750 gr. de mascarpone

  • Preparación:

Precalentamos el horno a 180º y forramos una bandeja de horno con papel de hornear.

Extendemos la lámina de hojaldre y la dividimos en 6 partes iguales. Colocamos estos trozos de hojaldre en la bandeja de horno separados entre sí, los pinchamos con un tenedor para que no suba, espolvoreamos con las 2 cucharadas de azúcar e introducimos en el horno.

Horneamos durante 20-25 minutos, a 180º o hasta que veamos que el hojaldre está dorado.

Sacamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Ponemos el azúcar en el vaso de la Thermomix y la pulverizamos durante 25 segundos, a velocidad progresiva 5-7-10.

Añadimos el queso mascarpone y programamos 30 segundos, a velocidad 5. Comprobamos que todo se ha mezclado correctamente y que ha quedado una crema fina (si no es así, mezclamos con la espátula y programamos unos segundos más, a la misma velocidad).

Pelamos los kiwis, los cortamos en rodajas y cada rodaja la partimos por la mitad. Cuando el hojaldre esté completamente frío, procedemos al montaje.

Sobre cada tartaleta de hojaldre colocamos una capa de kiwi, encima extendemos un poco de crema de mascarpone (podemos introducirla en una manga pastelera con boquilla de estrella para que quede más bonita), colocamos otra capa de kiwi y terminamos con una capa de mascarpone. Podemos decorar con 2 trocitos de kiwi sobre la crema.

Servimos inmediatamente.

  • Nota: es importante montar las milhojas justo en el momento de su consumo para que el hojaldre no se humedezca.
  • Fuente: adaptada de una receta de la revista Lecturas.
Comparte ahora en ...
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest

8 Comentarios

  • Mª José

    Que buena pinta tiene y que ricas tienen que estar. Habrá que hacerlas.

    Contestar
  • Vero

    Hola Elena!

    Pero que artista eres!! Cada vez que veo lo que haces me quedo con la boca abierta!!sigue así !!
    Una pregunta,el hojaldre lo horneas con calor arriba y abajo o solo abajo?

    Gracias,
    Vero

    Contestar
    • Elena

      Hola Vero, lo horneo con calor arriba y abajo. ¡Me alegra que te guste!. Un saludo.

      Contestar
  • María José

    Lo he hecho hoy y ha gustado muchísimo. Es un postre muy socorrido, lo mejor es lo rápido y sencillo que es de hacer… ¡Y lo bueno que está!

    Contestar
    • Elena

      ¡Me alegra mucho que os haya gustado, María José!.

      Contestar
  • Ana

    Hola Elena, desde pequeña me gustan mucho los kiwis no se si a ti te hicieron el truco de confundirlos con huevos kínder y me los terminaba enseguida, ahora que has puesto esta receta, me has inspirado y estoy decidídisima a hacerla, el queso mascar pone es uno de mis mejores aliados para todo¡ la combinación perfecta en mis manos, todo gracias a ti una vez Elena, como rosario, eres un monstruo. Bss

    Contestar

Deja un Comentario