Almejas en gelée

Ya estamos a solo un día de terminar el año 2.015, ¡qué rápido se ha pasado!. No me he puesto a hacer balance de este año, pero creo que ha sido un buen año y ya hay que pensar en el siguiente.

Para cerrarlo nada mejor que una cena de categoría con recetas especiales. Esta receta es de mis favoritas, es un entrante espectacular tanto por el sabor como por la presentación y además, muy fácil de hacer.

Se trata de almejas presentadas en cucharillas, cubiertas por una salsa gelatinizada de cebolla, ajo, vino blanco y perejil. Para el contraste de sabores, se decora con piel de lima rallada y pimienta, pero si no os gusta la combinación podemos prescindir de la piel de lima rallada.

¡Espero que os guste!.

  • Ingredientes: (para 24 unidades)

– 24 almejas bien lavadas (medianas o grandes)

– 2 trozos de alga kombu (opcional)

– 500 gr. de agua

– 50 gr. de cebolla

– ½ diente de ajo

– 20 gr. de aceite de oliva virgen extra

– 10 gr. de vino blanco seco

– 1 pellizco de sal

– 2 hojas de gelatina grandes

– 1 ramillete de perejil picado (solo las hojas)

– 1 cucharada de piel de lima rallada (solo la parte verde)

– pimienta negra molida

  • Preparación:

Ponemos las almejas en un bol con agua y sal para que suelten la arena. Dejamos en remojo durante 30 minutos.

Pasado este tiempo, aclaramos las almejas con abundante agua y las ponemos en el cestillo junto con las algas. Vertemos el agua en el vaso, introducimos el cestillo y programamos 10 minutos, temperatura varoma y velocidad 4. Si no se han abierto, programar 2 minutos más, a la misma temperatura y velocidad.

Con la muesca de la espátula retiramos el cestillo y volcamos las almejas en un bol. Reservamos el agua de la cocción en una jarra o vaso alto. Abrimos las valvas y retiramos los cuerpos de las almejas, cortando el músculo de la unión con un cuchillo.

Sin lavar el vaso, ponemos la cebolla, el ajo y el aceite. Programamos 3 segundos, a velocidad 5. Con la espátula, bajamos los restos que hayan quedado en las paredes del vaso hacia las cuchillas.

A continuación, sofreímos durante 6 minutos, temperatura varoma y velocidad 1.

Mientras tanto, ponemos la gelatina en un bol o plato hondo, con agua fría, durante 5 minutos para hidratarla.

Añadimos el vino, 200 gr. del agua de cocción de las almejas y la sal. Programamos 4 minutos, temperatura varoma y velocidad 1. Cuando queden 30 segundos para terminar el tiempo programado, añadimos por el bocal la gelatina bien escurrida y el perejil picado.

Colocamos los cuerpos de las almejas en cucharillas (también podemos poner unos trocitos del alga que hemos utilizado en la cocción de las almejas) y vertemos sobre ellos la salsa. Dejamos enfriar en el frigorífico.

Servimos las cucharillas espolvoreadas con la piel de lima y la pimienta molida.

  • Fuente: Vorwerk.
Comparte ahora en ...
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest

10 Comentarios

  • Marina

    Que ricas, Elena. Me encanta tu blog. Ya he hecho muchísimas recetas y todas buenísimas. Gracias por compartir tus recetas. Feliz Año

    Contestar
  • Verónica

    Muy buena pinta, si señor. Una pregunta, ¿donde podría encontrar el alga kombu? En herbolarios?
    Quiero agradecerte todo lo que haces en tu blog, las recetas que nunca fallan, fotografías bien hechas y como resuelves nuestras dudas. Sigue así y te deseo pases una feliz Nochevieja en compañía de la gente que te quiere y que el año 2016 esté lleno de buenos momentos. Un abrazo. Vero.

    Contestar
    • Elena

      Yo la he comprado en el SuperCor. ¡Feliz Año Nuevo, Verónica!.

      Contestar
  • Rosa

    Elena como puedo hacer para poder seguirte????

    Contestar
    • Elena

      Hola Rosa, puedes seguirme por las redes sociales o directamente entrando en el blog.

      Contestar
  • maria

    Tengo que preparar una cena está noche y voy a hacer las almejas.Una duda,podría prepararlo ahora y dejarlas en el frigorífico?muchas gracias por todo!

    Contestar
  • maría

    Hola Elena, qué pinta más buena! soy muy fan de tus recetas y suelo hacer muchas.. en cuanto a esta tengo una pregunta, después de dejarlas enfriar en la nevera se sirven directamente frías o a temperatura ambiente? Muchas gracias!

    Contestar
    • Elena

      Hola María, se pueden servir tanto frías como a temperatura ambiente.

      Contestar

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.