Toña alicantina

Toña alicantina, con Thermomix

La «toña» es un bollo dulce, parecido al pan de leche, típico de Alicante. Es perfecto tanto para el desayuno como para la merienda, sobre todo acompañado de un buen chocolate caliente.

Se puede aromatizar añadiendo ralladura de limón o de naranja, o agua de azahar, …

La receta es sencilla pero, como todas las masas, necesita tiempo, así que tenemos que hacerla sin prisa. Tiene 2 levados, uno en el vaso y otro una vez la hemos dado forma y entre los 2 necesita un mínimo de 2 horas. Queda un masa muy, muy esponjosa que os recomiendo probar, ¡cuesta dejar de comerla!

¡Espero que os guste!

 

Toña alicantina, con Thermomix

 

  • Ingredientes: (para 2 o 4 unidades)

– 4 huevos

– 100 g. de leche entera

– 30 g. de levadura prensada fresca

– 500 g. de harina de fuerza

– 100 g. de azúcar y un poco más para espolvorear

– 5 g. de sal

– 70 g. de manteca de cerdo

 

  • Preparación:

Batimos 1 huevo en un bol y ponemos la mitad en el vaso de la Thermomix. Reservamos la otra mitad para pincelar las toñas antes de hornearlas.

Incorporamos al vaso los otros 3 huevos, la leche, la levadura, la harina, 70 g. de azúcar y la sal. Amasamos durante 5 minutos, vaso cerrado y velocidad espiga, sin poner el cubilete para que se aire bien la masa.

Sobre la tapa del vaso ponemos un bol o vaso, pulsamos la tecla balanza y echamos la manteca de cerdo hasta que pese 70 g. Retiramos.

Volvemos a programar 2 minutos, vaso cerrado y velocidad espiga y vamos añadiendo la manteca a trozos por el bocal.

Dejamos reposar dentro del vaso durante 2 horas o hasta que la masa doble su volumen y levante el cubilete (yo siempre tapo la Thermomix con una manta para que con el calor suba antes).

Espolvoreamos la superficie de trabajo con harina, volcamos la masa, amasamos un poco para desgasificarla y la dividimos en 2 o 4 bolas iguales.

Colocamos cada bola en una bandeja de horno forrada con papel de hornear (o 2 bolas en una bandeja si hemos hecho 4) y dejamos levar durante 1 hora o hasta que al apoyar la yema del dedo sobre la superficie, el hueco que queda se recupera y vuelve a rellenarse, en un lugar cálido, libre de corrientes.

Precalentamos el horno a 220º.

Horneamos una bandeja con 1 o 2 bolas de masa durante 4 minutos, a 220º. Pintamos la superficie con el huevo batido que habíamos reservado y espolvoreamos por encima con azúcar.

Horneamos de nuevo durante 6-7 minutos, a 220º, o hasta que esté bien dorada.

Retiramos del horno y dejamos enfriar sobre una rejilla. Repetimos el proceso con la otra bandeja.

* Sugerencia: se pueden aromatizar con agua de azahar y/o ralladura de naranja o limón.

* Nota: la manteca de cerdo se puede sustituir por mantequilla a temperatura ambiente.

* Nota: si pintamos con huevo y espolvoreamos de azúcar antes de hornearlas un poco, se abrirá la masa.

* Fuente: Vorwerk.

Comparte ahora en ...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest

58 Comentarios

  • Isabel Herrero

    Hola, hice dos, que en apariencia quedaron perfectas.
    Pero al cortar estaban huecas y con la masa cruda
    En la periferia estaba deliciosa

    Contestar
  • ANA

    Doy fe… espectacular… es como el Roscón de Reyes pero mucho más fácil de hacer… qué rica… como todas tus recetas. y de un dia para otro también muy rica. Mil gracias!!!!

    Contestar

Deja un Comentario