Layer cake de vainilla y fresa

Se acerca el día de San Valentín y hay que preparar algún postre especial para ese día, ¿qué os parece esta tarta?, a mí me encanta.

Esta tarta es bizcocho de vainilla, mojado con almíbar suave de vainilla y relleno y cubierto con buttercream de vainilla y con mermelada de fresa. ¡¡¡Ummm, delicioso!!!, como todo lo que hace Alma Obregón.

Los bizcochos los he hecho en moldes de 15 cm. de diámetro, suben bastante pero la parte superior se recorta para que los tres queden con el mismo grosor y con la superficie completamente lisa. Si no tenéis molde de este tamaño se puede hacer en un molde desmoldable de 18-20 cm. y cortarlo por la mitad. En cuanto a la vainilla, he utilizado pasta de vainilla  (se compra en tiendas especializadas y en tiendas on-line, pinchando sobre el nombre podéis ver la que ya utilizo) pero se puede hacer con aroma o extracto de vainilla.

¡Espero que os guste!.

  • Ingredientes:

* Para los bizcochos:

– 4 huevos

– 200 gr. de azúcar

– 200 gr. de aceite de oliva suave o de girasol

– 1 cucharadita de pasta de vainilla

– 200 gr. de harina de repostería

– 2 cucharaditas de levadura Royal

* Para el almíbar:

– 100 gr. de azúcar

– 100 gr. de agua

– 1 cucharadita de pasta de vainilla

* Para el relleno y decoración:

– 200 gr. de mermelada de fresa

– 2 fresas

– 300 gr. de azúcar glas

– 300 gr. de mantequilla a temperatura ambiente

– 2 cucharaditas de pasta de vainilla

  • Preparación:

1.- Bizcochos:

Precalentamos el horno a 180º. Engrasamos con mantequilla y enharinamos (o rociamos con spray desmoldante) 3 moldes desmoldables de 15 cm. de diámetro (o 2 moldes de 18 cm. de diámetro). Reservamos.

Colocamos la mariposa en las cuchillas y ponemos los huevos y el azúcar en el vaso de la Thermomix. Programamos 4 minutos, temperatura 37º y velocidad 3½. Seguidamente, programamos 4 minutos más, a velocidad 3½, sin programar temperatura.

Añadimos el aceite y la pasta de vainilla. Programamos 30 segundos, a velocidad 3.

Agregamos la harina y la levadura. Mezclamos durante 10 segundos, a velocidad 3.

Quitamos la mariposa de las cuchillas y terminamos de mezclarlo todo con la espátula, mediante movimientos envolventes.

Vertemos en los moldes a partes iguales para que los bizcochos queden con la misma altura. Yo echo la masa utilizando un saca bolas de helado y así controlo que en cada molde hay la misma cantidad de masa.

Horneamos durante 25 minutos, a 180º.

Sacamos, dejamos que templen, desmoldamos y los colocamos sobre una rejilla hasta que enfríen completamente.

2.- Almíbar:

En el vaso limpio y seco, echamos el agua, el azúcar y la pasta de vainilla. Programamos 5 minutos, temperatura 100º y velocidad 2.

Vertemos en un bol y dejamos enfriar.

3.- Crema de mantequilla:

En el vaso limpio y seco, ponemos la mantequilla (tiene que estar a temperatura ambiente) y el azúcar glas. Programamos 2 minutos, a velocidad 3. Con la espátula separamos la crema que haya pegada a las paredes y a la base del vaso y volvemos a programar otros 2 minutos, a velocidad 3.

De nuevo, separamos la crema que haya en las paredes y base del vaso con la espátula, añadimos la pasta de vainilla y programamos 1 minuto, a velocidad 3.

4.- Montaje:

Cortamos la parte superior de los bizcochos para que los tres tengan la misma altura y tengan la superficie lisa.

Colocamos unos de los bizcochos en el plato donde vayamos a servir la tarta, pincelamos con almíbar de vainilla y lo cubrimos con una capa fina de buttercream. Encima, extendemos un capa de mermelada de fresa.

Encima de la mermelada colocamos otro bizcocho y hacemos lo mismo que con el anterior: primero pincelamos con almíbar, luego extendemos una capa fina de buttercream y encima una capa de mermelada de fresa.

Colocamos encima el último bizcocho y lo mojamos con almíbar.

Extendemos una capa fina de buttercream en la superficie y los laterales de la tarta (esta capa hará de sujeta-migas para cuando extendamos el resto de la crema). Reservamos en el frigorífico durante 30 minutos.

Sacamos del frigorífico y extendemos el resto del buttercream por los laterales y la superficie. Podemos meter un poco de crema en una manga pastelera con boquilla de estrella pequeña y decorar la parte baja y el borde de la tarta.

Colocamos las 2 fresas en el centro y reservamos en el frigorífico durante 15 minutos para que la crema coja consistencia.

Partimos en porciones y servimos.

  • Fuente: Libro «Objetivo: Tarta Perfecta» de Alma Obregón.
Comparte ahora en ...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest

38 Comentarios

  • Sandra Pérez Ferrer

    Gracias ,pero mi pregunta era para la buttercream, en que momento se le debe de echar el colorante ,perdón por no explicarme bien.
    Me podrías decir una marca de colorante para que quede de color negro, muchas gracias por adelantado.

    Contestar
    • Elena

      Hola Sandra, se echa al final, cuando termina de hacer el buttercream. En cuanto a colorantes los que uso son los de Wilton, Sugarflair y los colorantes en gel de Rainbow Dust. Un saludo.

      Contestar
  • Ángeles

    Hola Elena , como la conservo de un día para otro? En la nevera? Gracias , me encanta tu página.

    Contestar

Deja un Comentario